¿Cuándo Necesitamos del Psicólogo?

“La psicología es una profesión que se encarga del estudio científico de la conducta humana, sus diversos campos de aplicación son amplísimos, podríamos decir que abarca todo lugar donde las personas interactúan, desde una comunidad hasta el mundo interno individual.”

Para muchos la psicología es simplemente sentido común, sin embargo esta concepción solo demuestra una gran ignorancia sobre el amplísimo campo de la investigación en las ciencias de la conducta, la neuropsicología y la psicología académica que existe en el mundo del conocimiento hoy en día. La psicología es el estudio científico de la conducta y los procesos mentales. Como ciencia la psicología utiliza métodos sistematizados para observar, describir, predecir y explicar la conducta humana. Los métodos científicos no son casuales o producto del sentido común. Por el contrario son generados por un riguroso y sistematizado proceso que mantiene la producción del conocimiento nuevo para la evolución de los grupos humanos y de la tecnología:. Por lo tanto las personas que no aceptan las nuevas evidencias generadas por la investigación científica continúan actuando y construyendo su realidad en base a sus creencias y no en base a los conocimientos que cada día se publican y cuestionan nuestras ideas de lo que es la naturaleza humana. Y sobre el cómo enfrentar y solucionar los problemas que tenemos con el diario vivir al satisfacer las múltiples necesidades. El trabajo principal se centra en el estudio de la conducta la cual podemos definir como lo observable al realizar alguna interacción interpersonal o interpersonal. Y es medible y cuantificable, por otro lado la psicología también se encarga de estudiar los procesos mentales los cuales son más difíciles de definir que la conducta debido a que no se pueden observar en su totalidad, por ejemplo los pensamientos, sentimientos y la motivación que orienta nuestros actos. Estos se experimentan en forma privada e individual y no se observan directamente. En todas las ciencias existe un debate constante sobre los nuevos descubrimientos y estos van cuestionando las premisas existentes sobre lo que se tenía como algo establecido, así que en la psicología también encontramos un continuo debate entre las teorías y los nuevos descubrimientos, los cuales van modificando las ideas sobre el comportamiento humano y sus motivaciones.

La psicología intenta dar respuesta a preguntas que las personas han hecho durante todas las épocas de la historia de la humanidad y lo va haciendo con evidencias generadas en trabajos de investigación con tecnología cada vez más sofisticada y por lo tanto los nuevos descubrimientos en muchas ocasiones contradicen lo que la mayoría de las personas creen, y esto genera una reacción de rechazo o de molestia sobre todo cuando las creencias están matizadas con algo de influencia religiosa. Como es la creencia en algunas personas que la Hipnosis es algo maligno y la iglesia lo rechaza. O el explicar la enfermedad mental como un castigo divino, y creer que con ir a ver un sacerdote esta se va a curar. En esto podemos apreciar los lastres que algunas ideas medievales de la separación del cuerpo, la mente y el espíritu aun prevalecen en pleno siglo XXI.

Algunas de las preguntas que la psicología intenta responder son: ¿Cómo nuestros sentidos perciben el mundo que nos rodea? ¿Cuál es la conexión entre pensamiento y conducta? ¿Cómo aprendemos? ¿Qué es la memoria y como funciona? ¿Tenemos control consciente sobre nuestra conducta o a esta la determinan factores inconscientes? ¿Por qué algunas personas se desarrollan y tienen éxito y otras no? ¿Qué hace a las personas ser inteligentes, y que tipos de inteligencia existen? ¿Los sueños tienen sentido, valdrá el esfuerzo el tratar de entenderlos? ¿Cómo es que algunos niños imitan la conducta de sus padres y otros tienden a ser diferentes? ¿Las personas pueden aprender a ser felices y más optimistas? ¿Cómo podemos desarrollar un estilo de vida más sano e integral? Y así encontraríamos cientos de preguntas relacionadas con la conducta y que siempre se han planteado. En la antigüedad las respuestas que los sabios daban se convirtieron en mitos, y estos mitos clásicos informaban a las personas del porqué de las cosas además de que construían un marco de referencia. Posteriormente estos conocimientos dieron origen al la filosofía y las explicaciones se dieron buscando hechos naturales y no sobrenaturales lo que lentamente genero una transformación en la explicación de porque de las cosas. A partir de esta necesidad surgió la psicología para desarrollar un puente entre las ciencias naturales y la filosofía. La psicología es una ciencia joven tiene alrededor de 150 años y sus contribuciones han sido muy importantes para entender la naturaleza humana y ayudar a superar los problemas inherentes a ella.

Así que si nos preguntamos: ¿quien es un psicólogo y cuando necesitamos recurrir a sus servicios?

Diríamos que es un profesionista experto en la conducta humana y que ha aprendido la metodología para apoyar los procesos de cambio a nivel intra personal e interpersonal. Algunas situaciones en las que puede ayudar son:

- una persistente sensación de tristeza, apatía y vacio, acompañada de la idea de que la vida no vale nada.

  • Todo se percibe como negativo, amenazante, sentimientos de incomprensión, soledad.

  • Impulsividad y pérdida de control emocional que afecta algún área de nuestra vida.

  • Asumir que todo nos sale mal y que las cosas no van a cambiar.

  • Adicciones a tabaco, alcohol, apuestas, compras, drogas psicotrópicas, sexo.

  • Obsesiones de padecer enfermedades graves o contagiarnos de ellas.

  • Los niveles de estrés se manifiestan con síntomas permanentes como cefaleas, ansiedad, dolores de espalda, cuello, colitis, fatiga, insomnio, hostilidad.

  • Resentimientos que no se pueden procesar y que afectan la calidad de vida.

  • Duelos no elaborados acompañados de manifestaciones depresivas.

  • Abuso sexual, emocional y físico.

  • Conflictos familiares y de pareja.

  • Dificultades sexuales.

Todas estas situaciones y muchas más requieren de la ayuda profesional, son condiciones que el sentido común no curara, se necesita una metodología y un entrenamiento adecuado para atender estos problemas. La atención inmediata evita que estas condiciones se conviertan en situaciones crónicas y más difíciles de atender. El acudir con un profesional no significa que la persona está loca, o que es débil por no poder controlarse, ni que para salir de su problema va a depender para siempre de otra persona. Muchas de estas ideas son mitos urbanos que en lugar de ayudar perjudican más a quien podría beneficiarse de los recursos que la psicología ofrece.

En la región existen psicólogos con formación profesional y ética para ayudar a superar los problemas personales, familiares y de pareja. Si enfrentamos un problema la tendencia es buscar ayuda con algún experto, porque no hacerlo cuando lo que enfrentamos es nuestra salud mental y por lo tanto nuestra integridad personal, laboral y familiar.

Así como existen especialidades en otras disciplinas la psicología no es la excepción, así que si busca ayuda con un profesional asegúrese que este cuenta con la certificación y el entrenamiento necesario, la ayuda es para hacerle la vida mejor no para complicársela.


Entradas destacadas
Próximamente habrá aquí nuevas entradas
Sigue en contacto...
Entradas recientes
Archivo